x

¿Conoces la copa menstrual? Yo la pruebo por ti y te cuento

La copa menstrual ha sido un tema de amores y odios, algunas la defienden ciegamente y otras la odian con todas sus fuerzas. Además de ser un porcentaje muy bajo de mujeres que se han animado a probarla. Lo nuevo definitivamente asusta, pero  basándome en las ventajas que ofrece me decidí a darle una oportunidad y aquí te cuento todo.

Primero lo primero ¿Qué es la copa menstrual?

Esta es una copa de silicona medica, este material no produce ninguna alergia y no se infecta, teniendo los debidos cuidados, ademas es reutilizable. Viene en varias tallas, se utiliza plegándola e insertándola en la vagina, para sacarla se sigue un proceso similar.

Lo más importante es hallar la copa adecuada, quizás la parte mas difícil sea encontrar la talla ideal. Te aconsejo que te informes en las páginas de las marcas que hallan en tu país, ya que todas manejan diferentes medidas y texturas. Aquí tienes un test que te puede ayudar a escoger.

Yo compre dos copitas, una marca nacional Colombiana talla 1 (Life cup) y otra marca europea en talla L (Lady cup). Leyendo las tablas de medida de cada marca fue como las escogí.

Lady Cup (transparente) y Life Cup (lila)

Al usarlas me sentí mucho mejor con la Life cup. La talla 1 me fue perfecto, aparte es muy suave y flexible. En cambio la Lady cup fue demasiado grande para mi, los bordes me parecieron muy gruesos y duros.

                      

En cuanto al flujo la talla 1 aguanta perfectamente las 12hrs, que es el tiempo máximo que se debe utilizar y solo llene la mitad de la copa. Creemos que sangramos más de lo que en realidad es, sabías que durante un día de periodo normal se pierden alrededor de 30 ml de sangre. Que serían como 2 cucharadas y que en total (5-7 días) perdemos el equivalente a una taza de café casi 100ml.

Si tu flujo es muy abundante debes vaciar la copa seguido o usar una talla más, todo depende de cómo tu te sientas mejor. En muchos casos hay que probar diferentes marcas y tamaños hasta encontrar el ideal.

¡Beneficios! ¡Y son muchos!

Es ecológica una de las razones más fuertes por la que decidí usarla. Generamos una gran cantidad de residuos entre tampones y compresas. Una sola mujer utiliza un aproximado de 25 tampones en un mes, al año son 300. Además de que un sólo tampón toma 150 años en degradarse, en cambio una copa puede durar hasta 10 años.

Ahorro! Al dejar de comprar tampones y toallas, que cada mes suben de precio, se ahorra mucho.

No tener la preocupación de mancharse. La copa resiste muchas horas de uso, lo cual también nos da un descanso de estar cargando cosas en el bolso para estarnos cambiando.

Los tampones y toaliitas/compresas tienen químicos como cloro, asbesto y polietileno, que van directamente al cuerpo. Estos hacen que la sangre que recogen huela muy mal y producen mayor dolor durante el periodo. Además de los riegos de infecciones si los dejas más tiempo del debido.

Fin de la sequedad e irritación vaginal. Esto es muy común en las mujeres que usamos tampones, al final del periodo terminamos con ardor, como si estuviéramos raspadas por dentro. Esto es debido a que su función es absorber, eliminando la lubricación natural, haciendo doloroso sacar e insertar el tampón.

Otro beneficio que me encanta es el poder orinar sin tener que cambiarme, con los tampones sientes que se llenan de orina y el hilo se ensucia. Así que en ese sentido puedes ir al baño tranquila

La copa no se ve ni se siente, con lo cual puedes hacer tu día de forma normal, practicar deportes, nadar y ponerte cualquier clase de ropa sin preocupaciones.

Puntos en contra

Cuando la empiezas a usar difícil de insertar y acomodar. Mi recomendación es que la mojes antes y trates de relajarte, es como insertar un tampón. Hazlo en los últimos días de tu periodo, cuando no hay tanto flujo y puedes practicar con ella.

copa menstrual uso

La cosa es así, la pliegas como en el dibujo y la insertas. Adentro debes acomodarla con tus dedos para que abra, lo cual es incomodo debido a que debes ayudarte con varios dedos. La copa tiene que abrirse adentro. Si no abre o queda mal acomodada vas a tener filtraciones e incomodidad. Si tu copa se mueve mucho necesitas probar con una talla más.

Fuente: micup.com

 

Sacarla también es complicado cuando estas empezando en esto. Te recomiendo hacerlo en tu casa  las primeras veces. Al sacarla debes palparla por dentro y jalar el palito. Cuando ya este un poquito afuera con tus dedos apriétala y trata de plegarla para sacarla cerrada. Sí  solo la jalas va a salir abierta y te va a doler, así que hazlo con cuidado y no muy rápido, porque va llena y puede salpicarte.

El precio es alto comparado con los tampones y toallas. Entre 22 a 30 euros.

Otro punto en contra es el contacto directo que vas a tener con tu sangre. Lavar la copa y el hecho de reutilizarla, para muchas mujeres es desagradable y por eso este método no es para todas.

El tener que limpiarla en un baño público es la queja mas común respecto a la copa. Pero no hay necesidad de que salgas con ella hasta el lavamanos, solo límpiala con papel e insértala de nuevo.

Cuidados que debes tener

Una vez al día  calienta agua en una olla honda, cuando el agua hierva pon tu copa durante 3-5 min. También la puedes lavar con algún jabón neutro, recuerda que al principio y al final de tu periodo es decir para guardarla también la debes hervir.

  • No utilices productos abrasivos, desinfectantes muy fuertes o con perfume.
  • Guárdala en la bolsita de tela con la que vino no la metas en cajas herméticas ya que la silicona necesita respirar.

Como dato extra te dejo dos páginas con mucha información donde también puedes adquirirla:

Si estas en Europa: Copasmenstruales.com

Si estas en Latino América:  Lalunera.com

Diseñadora y comunicadora de moda, especializada en temas de belleza y estilo de vida.