x

Febrectal supositorios

La fiebre nos indica que nuestra temperatura corporal está por encima de la temperatura normal para un funcionamiento óptimo del cuerpo. Nos alerta de que hay algo que no va bien. Suele aparecer cuando hay infecciones, cuando estamos sufriendo los síntomas de un virus, etc. Es igual de peligroso que la temperatura corporal esté por debajo del nivel óptimo como por encima. ¡Ambas cosas nos indica que algo no va bien! Además, la sensación de tener fiebre es muy molesta y conviene deshacerse de ella cuanto antes. Hoy contamos qué es Febrectal supositorios, ya que puede ayudarte a hacer que desaparezca la fiebre.

Febrectal supositorios: ¿Qué es?

Este medicamento está compuesto, principalmente, por paracetamol. Te ayudará a aliviar los síntomas de los dolores leves y moderados y, también, de la fiebre. Está disponible para adultos, niños y lactantes. Lo encontrarás en formato de supositorios (el más famoso y para niños y lactantes) y en comprimidos (para adultos).

¿Cómo se administra Febrectal?

Febrectal Adultos

Comprimidos 650 mg: A los adultos con más de 50 kg, se recomienda una dosis de ½ ó 1 comprimido cada 4-6 horas. La dosis diaria máxima no superará los 3 g.

Supositorios 600 mg:  A los adultos y adolescentes mayores de 15 años con un peso superior a los 50 kg, se les recomienda un supositorio cada 4 ó 6 horas. La dosis diaria máxima no superará los 3 g (5 supositorios). Los adultos y adolescentes de bajo peso deberán de administrar un supositorio cada 6 horas y máximo, 4 supositorios diarios.

Febrectal Niños

Febrectal Supositorios 300 mg: A los niños de 5 ó 6 años con un peso superior a 20 kg, se les recomienda utilizar 1 supositorios cada 4 ó 6 horas. No se les recomienda utilizar más de 5 supositorios al día. En cambio, a los niños y adolescentes que pesen más de 40 kg, se les recomienda utilizar un supositorios de Febrectal adultos de 600 mg cada 6 horas.

Febrectal Lactantes

Supositorios 150 mg: En el caso de los lactantes y niños con un peso mayor de 10 kg, la dosis recomendada es de 1 supositorio cada 4 ó 6 horas. El peso del paciente marcará la duración de los intervalos entre las diferentes tomas.

Antes de consumir cualquier medicamento tienes que consultar al prospecto médico y estar seguro de que no eres alérgico a ninguno de sus componentes. Si eres hipersensible a alguno de ellos podrían empeorar tus síntomas o surgir nuevos. Si estás embarazada, antes de consumir este medicamento, tendrás que haber consultado a tu médico para saber si puedes tomarlo según tu estado de gestación.

CMO de PharmaHero. Formada en Marketing Farmacéutico, coordino el equipo de redacción. Interesada y entregada a la salud y el deporte.