x

Fortalece tu sistema inmunológico en otoño e invierno ¡comiendo!

Ahora que el clima otoñal nos recibe con frías temperaturas, es normal que la gripe y otras enfermedades nos afecten. Es por esto que en esta temporadas es cuando debemos cuidarnos mejor. La manera ideal de hacerlo es incorporando alimentos a nuestra dieta que harán aun más fuertes a nuestras defensas.

¡Prepárate para combatir la gripe y los resfriados!

¿Qué alimentos debes comer para fortalecer tus defensas?

Desde siempre se nos ha dicho que una dieta balanceada es la mejor opción para estar bien nutridos. Esto significa que las frutas, verduras, carnes, lácteos y demás deben estar ahí. Por alergias o simple desagrado, muchos de estos alimentos no entran de ninguna forma en nuestras comidas diarias. De cualquier forma, esto no significa que no existan alternativas para compensar unos por otros.

Si no quieres hablar de alimentos en específico, podemos hablar de minerales y vitaminas. Y puedes tu mismo buscar la manera de incorporarlos a tu dieta. Si no es mediante comida almenos que sea mediante suplementos.

  • El zinc es un mineral que ayuda al fortalecimiento de las células del sistema inmunológico. Lo podemos encontrar en moluscos, champiñones, perejil y carne de res magra, entre muchos otros.
  • Los probióticos son las bacterias benignas que se encuentran en los lácteos fermentados como el yogurt. Los resfriados se verán reducidos al mínimo y además, el yogurt es un alimento muy versátil que va perfecto con frutas y otros productos.
  • Para mantener los virus al margen, no hay nada mejor que el ajo. Aunque muchas personas le hagan mala cara, el ajo ayuda a que los virus salgan del organismo mucho más rápido.
  • La vitamina C es esencial para evitar afecciones a las vías respiratorias. Es posible encontrarla y consumirla con gusto en cualquier cítrico. Ya sea en limas, limones o pomelos, esta protección siempre estará a la orden del día.

Los anteriores son unos pocos de los tantos alimentos que pueden reforzar nuestro sistema inmunológico en otoño e invierno.

La opción de consultar con un nutricionista siempre está a la mano. Una opinión experta nos ayudará a tomar mejores decisiones sobre lo que consumimos y saber si además de una alimentación, también llegásemos a necesitar suplementos alimenticios o vitamínicos.

Comunicadora y periodista especializada en moda y belleza. Escribo sobre lo que más me gusta e interesa: moda, estilo de vida y cultura pop.